3/7/08

Mi visita al Circo Atayde



Con mucha ilusión asistí el martes 4 de marzo al Circo Atayde, el cual como es una tradición se instala en un terreno a un lado de Plaza Patria, en el cruce de las Avenidas Patria y Avila Camacho.

En ese sentido, tenía mucha curiosidad del espectáculo que se esta presentando de uno de los Circos con mayor tradicion y orgullosamente mexicano.

Yo creo que es inevitable una comparación con un espectáculo de talla mundial como es el "Cirque du Soleil" que se presentó el año pasado en tierras tapatías, es necesario aclarar que la presentación del Atayde es mucho mas tradicional.

Y aunque en cuanto a la presentación y las bancas del circo si se ha mejorado, aún viene arrastrando costumbres que me imagino son dificiles de erradicar, ya que es toda una comunidad la que va viajando con el circo.

Me refiero a los "acomodadores" quienes te reciben a la entrada de la carpa, y te ofrecen rentarte los cojines por modicos 30 pesos, pero si decides que no requieres sus servicios, te regresan tus boletos y regresan a su puesto. Resulta un tanto ironico todo esto de los cojines ya que acaban precisamente de instalar nuevos asientos en todas las localidades.

Antes de iniciar la funcion, comienza el constante paso de los vendedores ambulantes, lo que obviamente resulta molesto. En el centro de la pista puedes ver instalada una reja circular y todo hace suponer que el primer acto será con los tigres de bengala.

Uno a uno, diecisiete tigres de bengala hacen su aparicion a través de un enrejado. La cantidad de felinos es impresionante, mas aún dos de ellos que por sus medidas y peso lucen majestuosos.

Desafortunadamente los vendedores ambulantes continuan de aqui para alla y no solo eso, un par de fotografos acompañados de dos personajes de Disney, deciden dejarte encandilado algunos segundos al retratarte acompañado de Tribilin o Donald (y con ello, obvio te pierdes parte del espectaculo).

El acto de los tigres de bengala es impresionante, mas que nada por la cantidad. Una vez que concluye, desmontan la jaula y en toda la primer parte son los animales quienes realizan sus actos. No se que tanto sea mi visión de "adulto" pero por ejemplo el bisonte o bufalo que traen, solo hacen que de un par de vueltas unos cuantos brinquitos y listo va de regreso a su jaula. Lo mismo ocurre con los caballos y dromedarios.

Actos de payasos, malabares, trapecistas, contorsionistas y mucha diversion acompañan a esta producción que dura poco menos de las dos horas.

Como lo mencioné al principio, es incluso hasta injusto compararlo con un espectaculo que lleva años a nivel mundial, pero creo que un circo como el Atayde que celebra 120 años, podría mejorar ciertos aspectos y no por ello elevar costos (pues es todavía accesible, no considero que los precios esten exagerados).

Se están anunciando que son los ultimos dias. Asi que es una buena oportunidad para disfrutar de un espectáculo clásico en cuanto a circo se refiere (aunque yo me imagino que por lo menos estarán hasta semanas de pascua).




Guadalajara, sede de los Panamericanos en el 2011


1 comment:

Francisco Ruvalcaba said...

El domador de un circo fue atacado ayer por un tigre al cual entrenaba. El hecho se suscitó cerca del mediodía en el interior de la carpa del circo Atayde, el cual está ubicado en la confluencia de las avenidas Patria y Ávila Camacho.

Desde ese lugar solicitaron el apoyo de los equipos de emergencia para atender a quien fue identificado como Mario Chicaiza, de 30 años de edad.

Él se encontraba herido en forma severa en la pierna izquierda a consecuencia de la mordedura del animal, por lo que fue trasladado a la unidad de la Cruz Verde Norte para su atención médica.

En la carpa, varios testigos oculares relataron a las autoridades que Chicaiza entrenaba al tigre, en una práctica previa a la exhibición del día, cuando súbitamente el animal se le echó encima y lo mordió en la pierna izquierda. No se precisó el estado de las lesiones.

Posteriormente llegaron al sitio tanto personal de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJEJ) como de la delegación en la entidad de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), para iniciar con las primeras investigaciones del caso y verificar el estado del animal agresor, que es un tigre de bengala.